Baracoa rumbo al 510 Aniversario

  Aniversario 510 de la fundación de Nuestra Señora de la Asunción de Baracoa 1511-2021

Encerrada

12/04/2021 05:29 Arelis Alba 642
Votos: (5)
Rosaly Galbán Lores Foto: Selfie de Rosaly
Rosaly Galbán Lores Foto: Selfie de Rosaly

Durante los últimos veinte días, cuando menos, Rosaly no ha puesto un pie fuera de su casa. Y aunque no es noticia que sorprenda después de un año de distanciamientos y encierros para mucha gente, y aunque ella misma ya no recuerda cuando fue la última vez que asistió a la escuela, o salió de paseo, tampoco puede explicarse por qué de pronto se le antojan ganas de irse corriendo por ahí a cualquier parte.

Quizás porque sabe que no puede. Su barrio, Calle 7 de Bohorque, es una de las áreas que permanecen bajo restricción de movimiento, a raíz de la situación epidemiológica que atraviesa Baracoa por la pandemia de COVID-19.

Como todos los que están adentro, Rosaly quiere salir. Como todos los que están afuera, yo quiero entrar por un rato para ver lo que sucede más allá de la cinta que marca la prohibición de paso. WhatsApp es ahora mismo el camino de ida y vuelta*.

De izquierda a derecha entrada, garita médica y barrio de calle 7, Bohorque, Baracoa, área en cuarentena modificada por COVID-19

Áreas del evento de Covid-19 de BohorqueA: ¿Tu nombre completo?

R: Rosaly Galbán Lores.

A: ¿Edad?

R: 16.

A: ¿Dirección?

R: Bohorque calle 7 No. 21A.

A: ¿Desde cuándo estás en aislamiento?

R: Desde el 22 de marzo.

Evento de COVID-19 de Bohorque, BaracoaA: ¿Por qué estás en aislamiento?

R: Porque un vecino fue contacto de un confirmado de La Forestal**;  y entonces él mismo y la mujer dieron positivo a la Covid.

A: ¿Hay otras personas que conozcas infectadas con la enfermedad?

R: Bueno, la hermana de mi padrastro. Y el hijo de ella y el bebé del muchacho también fueron confirmados y ya están recuperados en la casa. Ellos son de por La Forestal.

A: ¿Le hicieron exámenes a tu familia?

R: No fuimos contacto (de ningún confirmado).

A: Entonces, en ningún momento tuviste la preocupación de que estuvieras contagiada, o alguien de tu casa.

R: No, porque nos protegemos.

A: ¿Cómo se protegen?

R: Usando el nasobuco y lavándonos las manos constantemente.

A: ¿Incluso dentro de la casa?

R: Sí, claro. Mi padrastro es presidente del CDR y está a cargo de varias cosas en este aislamiento y tenemos que protegernos más incluso por eso.

A: Antes de que fuera diagnosticado, ¿no visitaban al vecino que dio positivo, o él a ustedes?

R: Nooo.

A: ¿Casualidad o no se relacionan entre sí?

R: No, él es de mi barrio, pero un poco lejos de mi casa.

A: ¿Cerca tu casa no se han detectado casos?

R: No.

A: La libertad es preciada para todo el mundo, pero en particular los  jóvenes la valoran mucho. ¿Qué se siente cuando en cierta medida se pierde?

R: Ufff, no es fácil. Antes yo no salía de mi casa pero cuando me aislaron me sentí muy mal, como si estuviera presa.

A: Háblame de eso. Antes no salías por propia voluntad, pero cuando te dijeron que no podías ¿te dan deseos de salir entonces?

R: Sí, así es, no salía casi de la casa, pero me trancaron y entonces me agobiaba saber que ni queriendo salir, podría hacerlo. No sé si me entiendes.

A: ¿En qué piensas ahora cuando sientes deseos de salir?

R: Yo no le deseo esto a nadie, porque es muy bueno salir, aunque sea a tomar el sol.

A: Cuéntame cómo es un día tuyo en “cautiverio”.

R: Bueno, me levantó a las 9:30, más o menos, limpio y ordeno la casa, luego a mirar películas y cosas que dan por la televisión. Y así, me pasó el día conectada en las redes.

A: ¿Y las clases?

R: Sí, eso va dentro de mirar televisión. Grabo las teleclases y luego las copio.

A: ¿No las ves en el momento que las transmiten?

R: Sí las veo, pero a la hora de copiarlas.

A: ¿Por qué ese desfasaje?

R: Ya es costumbre hacerlo así.

A: ¿Y por qué hiciste la costumbre? ¿Qué ventaja le ves?

R: Porque algunas veces las perdía y entonces dejaba la caja decodificadora grabando.

A: ¿Qué horario del día dedicas a copiar las clases?

R: Por la noche. A las 7:30.

A: ¿Durante cuánto tiempo?

R: Es rápido, solo copiar la clase del día.

A: ¿En qué momento hacer las tareas y ejercicios que te indican?

R: El fin de semana.

A: ¿Todos los que orientan en la semana?, ¿te alcanza el tiempo?

R: A mí sí. No hago nada.

A: ¿Te refieres a que no haces ninguna tarea hogareña o ninguna tarea escolar?

R: No es tan así. En la casa por la mañana estoy limpiando y haciendo más cosas, pero eso de la escuela es después del mediodía.

A: Lo que quiero saber es si el fin de semana es diferente para ti.

R: Bueno, sí. Los sábados ayudo a mi mamá a lavar. Después copio algunas clases y otras las dejo para el domingo. Y así… ¡Ah!, también dan buenas películas por la tele, conciertos… y me entretengo un poco más.

A: Usualmente, en estos días de cuarentena obligatoria, ¿a qué hora te vas a dormir?

R: No tengo horario fijo.

A: ¿De qué depende?

R: Duermo a veces por el día, o tomo un poco de café, y eso me da insomnio.

A: Cuando eso pasa, ¿a qué hora te acuestas?

R: A las 3 y pico de la madrugada.

A: Y cuando te vas temprano a la cama, ¿de qué hora hablas?

R: 12 y pico.

A: En sentido general, estos días en que tu barrio ha estado bajo restricción de movimiento, ¿ha cambiado en algo tu rutina diaria?

R: No, para nada.

A: ¿Entonces te sientes igual que siempre?

R: Nooooo.

A: Si sigues haciendo ahora lo mismo que hacías antes, ¿por qué te sientes diferente?

R: No sé. Es extraño jjjj pero lo siento.

A: Explícame cómo te sientes.

R: No sé explicarlo jjjj. Me siento mal, como presa, porque es obligado estar en la casa.

A: ¿Mantienes contacto con tus compañeros de aula, tus profesores, tus amigas y amigos?

R: Sí, siiii.

A: ¿Por qué vía?

R: Por WhatsApp.

A: ¿Qué tiempo dedicas diariamente a eso?

R: Después de la novela, hasta la hora de dormir.

A: ¿Y cómo era antes de estos días en aislamiento?

R: Igual.

Madre de RosalyA: ¿Cuántas personas viven en tu casa?

R: Tres. Vivo con mi mamá, que es ama de casa, y con mi padrastro, que trabaja en Industrias Locales. Yo soy estudiante de preuniversitario.

A: Ya me hablaste de ti, pero ¿cómo ha cambiado la cuarentena la rutina de las personas que conviven en tu hogar?

R: En nada yo creo, porque el que más sale de la casa es mi padrastro; y como él es presidente del CDR, no permanece encerrado en la casa, está ahora en el puesto médico, en la carpa que está a la entrada del barrio.

A: Pero ahora mismo no está trabajando, ¿es así?

R: No, no está trabajando.

A: En tu casa, ¿quién iba antes a la bodega, o salía a la calle a buscar los alimentos y los demás recursos y servicios básicos de la subsistencia diaria? ¿Quién se encarga ahora?

R: Bueno, nosotros teníamos un mensajero, así que no hacíamos muchas colas. Ahora hay varios mensajeros que compran las cosas y nos las hacen llegar.

A: ¿Cómo ha sido la atención que han recibido?

Mensajeros Foto: RosalyR: Muy buena. Nos han traído muchos alimentos, medicinas… y hacen buena pesquisa. Que recuerde nos han vendido viandas, pollo, salchicha, arroz, azúcar, sal, sorbetos, refrescos, yogurt, jamonada, vegetales como tomate y col, carne para las personas vulnerables…

A: ¿También medicamentos decías?

R: Por tarjetón y recetas en mi casa se compró benadrilina para mi alergia.

A: ¿Cómo ha sido la disciplina de los vecinos del barrio en relación con las medidas de restricción impuestas?

R: Pues son muy disciplinados, se mantienen en casa.

A: ¿Has podido intercambiar con alguien más el barrio que te haya contado su experiencia en estos días de cuarentena?

R: Noooo, cada quien en su casa.

A: ¿Qué ha sido lo más difícil para ti en todo este tiempo de aislamiento?

R: No poder salir afuera, aunque sea a conversar con algunos amigos.

A: Y para el resto de tu familia, ¿qué crees?

R: Pues necesitan ir al trabajo para poder ganar dinero y comprar comida.

A: ¿Qué es lo primero que vas a hacer cuándo se levanten las medidas de restricción de movimiento en tu barrio?

R: Hacer ejercicios, ejemplo: correr…jjjjjj. Y también visitar a mis amiguisss.

A: ¿Por qué tendrán prioridad esas actividades?

R: Pues haré ejercicios porque como no hay nada que hacer y en la cuarentena lo único que hago es comer y dormir, entonces estoy muyyy gorda y creo que no es saludable.

A: ¿Qué lecciones te dejan estos días de encierro?

R: Pues, lo primero que no se me debe olvidar es que hay que cuidarse mucho mucho, usar el nasobuco y lavarse bien las manos, porque este virus mata y nos tiene muy mal, tanto a mi como a todos.

* La transcripción de este diálogo respeta algunos registros lingüísticos propios de la “escritura oral” de las redes sociales y la mensajería instantánea (simulación de onomatopeyas a través de caracteres o signos que indican risa o estados de ánimo, alargamiento de palabras para remarcar la entonación enfática del habla, uso de emoticonos, etc.), y solo restaura los signos de puntuación necesarios en el lenguaje escrito para facilitar la lectura.

** Barrio de la zona de Bohorque que se conoce por ese nombre al estar enclavado en los alrededores de la Empresa Agroforestal Baracoa.

Normas de publicación:

RadioBaracoa se reserva el derecho de publicación de los comentarios.

No se verán textos discriminatorios, denigrantes, ofensivos, difamatorios o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

No se publicarán comentarios extensos. Recomendamos brevedad y precisión en sus opiniones.

No se publicarán comentarios con enlaces a otros sitios, excepto cuando sean sitios cubanos o de fuentes oficiales cubanas.

No se publicarán comentarios fuera de contexto y que no tengan relación expresa con el artículo o tema abordado.

Audio en Tiempo Real